Duomo de milano

Duomo de Milano

Duomo de Milano

El Duomo de Milán es el monumento símbolo de la ciudad de Milán y fue fundado según la leyenda, en 1386 en el área en la que se levantaban la basílica de Santa Tecla y la basílica de Santa Maria Maggiore. Dedicado a Santa Maria Nascente estuvo marcado por una larguísima vida constructiva, en la que participaron muchos artistas y escultores en el curso de los siglos y debe su fama a sus excepcionales dimensiones y a la sorprendente riqueza de la decoración estatuaria. El edificio fue realizado en mármol blanco de  Candoglia y está constituido por un conjunto de vidrieras, pináculos, chapiteles y grandes portales que destacan sobre la piazza Duomo en todo su esplendor. El interior del Duomo es solemne con majestuosas naves  y altísimos pilares, propios del gótico lombardo, y alberga la cripta a la que se accede a través de una escalera de mármol, elTesoro del Duomo es la Capilla  de San Carlo.

Las Terrazas del Duomo a las que se accede a través de un cómodo ascensor, merecen  una visita a parte. Pasear por los tejados es una experiencia única y permite observar la espléndida decoración de arcos rampantes,  pináculos y chapiteles y  contemplar el panorama de la ciudad que se abre ante nosotros y  podemos ver los palacios de alrededor,  la Loggia dei Mercanti y el Palazzo della Ragione, la Galleria Vittorio Emanuele y el Palazzo Reale.  En las jornadas más claras  la mirada puede llegar hasta a Novara, Como y Bergamo.  En el pináculo mayor, a 108 metros de altura, destaca la estatua dorada de laMadonnina (virgen), queridísima por los milaneses.

Durante las fiestas religiosas, las vidrieras del Duomo, se iluminan desdeel interior con lámparas de bajo impacto ambiental, haciendo posible apreciar desde el exterior, las espléndidas imágenes sagradas dibujadas. 

Síganos en nuestras redes sociales